Sanctus Real – “The Face Of Love” [El Rostro Del Amor]

Por  |  Comments

Publicado el 3 septiembre

Hace ya mucho tiempo que conocí a Martin, un amigo con todas las letras. Esos tipos de amigos que realmente, logran conocerse pocos en nuestra visita por la tierra y lo mejor es que fue un gran compañero de la iglesia (algunas veces envidiaba sus conocimientos a pesar de nuestra corta edad). También compartimos muchísimas aventuras, charlas Interminables, risas incontroladas (en más de una ocasión nos reíamos hasta llorar), travesuras, secretos, hazañas, historias, anécdotas, juegos, puf… la lista no terminaría si continuo. Parecerá raro pero realmente compartimos tantas cosas juntos que habíamos generado hasta un idioma interno. Muchas veces contábamos los mismos chistes al mismo tiempo, nos reíamos tan solo con la mirada, un simple gesto podía hasta implicar una enorme historia.

En fin y cuentas más que amigos, hermanos.

El, hijo de un propietario de muchos campos. A pesar de tener tanto dinero nunca fue motivo de nuestra amistad, sino todo lo contrario. Nuestra amistad se baso en los momentos vividos juntos, lo cual hicieron ligaduras muy fuertes.

Con el tiempo ambos fuimos creciendo, y fuimos tomamos caminos diferentes referido a lo vocacional, por mi parte ya había elegido sistemas (y ya estaba estudiando ello), mientras que la agronomía fue su fuerte e ingreso unos años posterior que yo.

A pesar de no seguir carreras a fines, la amistad seguía estando. El primer mes para Martin fue muy complicado con el examen de ingreso, viajando muchísimos kilómetros desde su hogar hasta la universidad y de la universidad hacia su casa. Realmente ese mes, fue el mes que más nos separamos.

Al final de ese mes, recibí su llamado tan alegre avisándome de las nuevas noticias, el era un nuevo estudiante de agronomía. Su examen había sido uno de los mejores exámenes y en esa llamada reinaba una emoción mutua, todo el sacrificio tenía su buena paga. Su primera meta se había cumplido y me llenaba de alegría el saber que esas noches interminables de estudios habían visto su recompensa. Pero aun la llamada no terminaba y las noticias continuabas, “Como vivo lejos de la Universidad me mudare a un departamento del centro, ya que pierdo mucho tiempo con los viajes. ¿Lo puedes creer? Tendremos un nuevo lugar de encuentro” Realmente estábamos muy emocionado, el por un nuevo paso para madurar, yo por acompañar su enorme alegría y ser acompañante de su nueva aventura.

¿Qué paso después?
Realmente es algo complicado de explicar y si continuo escribiendo creo que escribiría mi primer libro tan solo hablando de un amigo. Es increíble todo lo que se pueden aprender de ellos (día a día lo sigo haciendo). Por ello hare un resumen cronológico desde la mudanza de Martin a su departamento. Esto será una especie de escritos de mi diario intimo (nunca pensé tener uno, ahora lo estoy redactando y publicando a todo el mundo).

28 de marzo: Acabo de ayudar a Martin en su mudanza… realmente el departamento al que se mudo es la tercera parte del dormitorio que tiene en la casa de su padre. Realmente muy pequeño comparado a lo que tenia. Pero la felicidad que la tenia, era tan grande que tan solo era un pequeño detalle el espacio físico. Su padre le regalo una notebook para poder estar en contacto con ellos vía chat. Como mucho no sabía utilizarlo le hice una cuenta en facebook, le explique más o menos como se manejaba y cargamos un par de fotos en que ambos salíamos juntos. Le enseñe también a etiquetar las fotos y oh!… no me di cuenta subí las fotos a mi cuenta. Al fin y acabo es lo mismo.

29 de marzo: Hoy he visitado a mi amigo, no había terminado de desempacar, por eso me quede ayudándolo unas horas. Hasta que nos cansamos y armamos la consola de juego para relajarnos un rato. La diversión se extendió por horas.

30 de marzo: La alegría no tiene fin 🙂 realmente es envidiable la vida de Martin. Pero el me ha hecho parte de su alegría por eso no es una envidia mala. Ambos la disfrutamos.

1 de abril: Nuestra primera oficial, de amigos. Cero trabajo, toda la casa está en orden. Solo juntarse a comer algo y hablar de Dios. ¿Me olvido de algo? Si, esa noche el Espíritu Santo se hizo presente en ese departamento. Qué bueno saber que Martin tendrá la mejor compañía.

4 de abril: Martin inicio el periodo universitario. Cinco años por delante para este increíble ser humano y del cual tengo confianza que lo lograra. Es muy capaz 🙂

7 de abril: Acabo recibir un mensaje de él, “fíjate de juntarnos, este departamento es mucho más grande de lo que pensé”. Es raro que me diga ello cuando realmente no es tan exageradamente grande, tan solo es normal. En fin, acordamos juntarnos este viernes.

8 de abril: Que lindo tiempo pasado con mi amigo, realmente estaba necesitando verme. No consigue hacerse amigo de alguien en la universidad. Esa misma noche camino a mi hogar, recibí un mensaje agradeciéndome por haber ido, dado que necesitaba de ello. Así que respondí su mensaje acordando mi visita todos los viernes. No solamente iba a ir los viernes pero los viernes será nuestro punto de encuentro. Creo que es necesario orar para que Dios no lo deje solo y le de buenas compañías.

9 y 10 de abril: Se fue a su casa, a visitar a sus padres y también aprovecho para ir a la iglesia.

15 de abril: Martin esta mejor, ha podido hablar con algunos amigos de la universidad. Según me dice que son buenas personas que provienen de un pueblo chico del interior del estado. Qué bueno que Dios está respondiendo las oraciones. Muy ricas las pizzas de esta nueva juntada 🙂

16 y 17 de abril: Fuimos a mi iglesia, comenzó el trafico de oveja :p

22 de abril: Juntada oficial con visita incluida, conocí a unos de los compañeros de la universidad. Realmente muy buena onda, buena amistad para Martin. Este fin de semana no podrá ir a la iglesia tiene mucho que estudiar.

23 y 24 de abril: Me gusta ir a la iglesia con él, no hablamos nada en la iglesia y sin embargo nos entendemos cada broma. Realmente esta amistad es única. Me gusta una chica, no es de mi ciudad pero su corazón es único.

29 de abril: Nueva juntada y en hoy hubo muchos más amigos, me gusto conocer con quienes se relaciona mi amigo. Luego que se fueron todos, alcanzamos a hablar unos minutos. Martin está animado extraña a sus padres pero las nuevas amistades les están ayudando a adaptarse.

2 de mayo: Rindió la primera tanda de exámenes bien, con tal de repetir el mismo resultado de nuevo. Promocionara todas las materias en este año. Realmente es muy inteligente.

3 de mayo: Tuvimos una larga charla sobre todo lo que le está pasando, se siente algo confundido por las amistades. El es el único cristiano y suele sentirse anormal entre el medio de la gente. Aun así, su corazón no piensa en torcer. También me comento que extraña a sus padres, pero que últimamente estaba teniendo problemas con ellos.

4 de mayo: Salimos a dar un paseo por la ciudad, se encontró con unas amigas de la universidad. Rebeca y Antonela parecían estar enamoradas de él. Aunque por lógica no parecían nada santas.

5 de mayo: Chateando me comento que las chicas que había visto al anterior día, lo habían agregado e invitado a salir el sábado por la noche.

6 de mayo: Juntada exclusiva, luego de varias juntadas con mucha gente, esta vez no había nadie. Quizás la lluvia ha ayudado para que no asista nadie. Allí me compartió que hace días que no está orando por la cantidad de estudio y que piensa que ello le ha hecho caer en pecado visitando páginas pornográficas. Trate de orar en el momento pero su corazón no tenía ni la mas mínima intención de hacerlo.

7 de mayo: Fuimos al culto de jóvenes, por lo visto las chicas no habían podido seducirlo. No tan solo eso, sino que también me ayudo para poder juntarme con la chica que me gusta. Le debo la vida y si esto sigue así a ella le daré mi corazón. El luego se fue para dejarnos solos y poder hablar largo tiempo con ella.

8 de mayo: Quedamos en ir a la reunión pero no lo vi en la iglesia. A la salida pase por su departamento. Lo encontré llorando porque había discutido con su padre. Al parecer tuvo problemas por no ir a visitar a sus padres. No me parece para tanto, pero conozco a Martin y hay algo que no me está diciendo.

9 de mayo: acabo de llamarlo, y me dijo que estaba bien. Con unos amigos para despejarse (raro que no me aviso)

13 de mayo: no hay nadie en su departamento y tampoco me responde el celular.

14 de mayo: No apareció por la iglesia, y sigue sin responder el celular

15 de mayo: Fui a buscarlo para ir a la iglesia y tampoco estaba en su departamento. Le escribí un mensaje en facebook. Pero no puedo escribir en su muro y también no tienen ninguna foto etiquetada. Ni siquiera están las que antes habíamos cargado.

16 de mayo: Recibo una llama de unos del hermano de Martin, las cosas no están nada bien. No supo explicarme o quizás no quiso explicarme como debía. Pero según me dijo que el anterior día, había aparecido por su casa y en una discusión el padre le dio una gran cantidad de dinero y se fue de la casa. Ahora el padre no encuentra consuelo y Martin no contesta el celular.

Rápidamente fui a su departamento y camino a él, siento la bocina de un auto. Abre la puerta y sale un estruendo de música tecno. Del asiento del acompañante sale Martin, le cuesta caminar bien… pensé que se había golpeado pero las primeras palabras delataron su condición de ebrio. Lo agarre entre mis brazos. De repente el ruido de música disminuye, trato de fijarme en el automóvil, pero acababan de cerrar la puerta y antes que pudiera acercarme para saber quién era el que había dejado a Martin en estas condiciones, acelero rápidamente sin permitirme ni siquiera ver a través de los vidrios polarizados.

Luego lleve a mi amigo a su cama, lo recosté y me quede toda la noche esperando a que despertara y pudiera decirme algo sobre lo que había pasado. Pude notar que en su departamento había 3 bolsos llenos, repletamente llenos de dinero.

Realmente nunca he visto tanto dinero en mi vida.

17 de mayo: Por la mañana se despertó Martin, justo ya me estaba preparando para salir a trabajar pero quedamos en hablar luego del trabajo. Sus ojos parecían desorbitados, parecía que no tan solo había tomado alcohol, sino que alguna sustancias también. Así que tome unas de las copias de las llaves que tenia y me fui a trabajar, recordándole que iba a volver por la tarde para hablar.

Al atardecer no pudimos hablar, encontré a una Ludmila una de las chicas de la iglesia allí. Pudimos hablar un poco y al parecer Martin estaba un poco mejor, se reía y contaba chistes pero detrás de esa alegría podía ver en sus ojos una profunda tristeza. No había broma ni chiste que podría sacarla. Así que al final de la noche, termine acompañando a esta chica a su hogar y mientras me despedía le pedí a Martin que el viernes nos juntáramos y que tratara de no juntarse con nadie para poder hablar con él sobre todo lo que había sucedido. Con un gesto pude comprender que así seria.

Cuando llegue a la casa de Ludmila, me pregunto un par de cosas sobre Martin, y entendí lo obvio, de que ella estaba muy interesada en mi amigo.

No tenía muchas referencias de esta persona pero trate de pensar de la mejor forma y responderle decentemente sin deschabar a mi amigo.

Luego le pregunte a una amiga, si la conocía un poco más y me dijo que no lograba comprometerse en la iglesia, visitaba constantemente las discotecas bailables y solía llevar a varios chicos de la iglesia allí.

20 de mayo: Llego el día para hablar con Martin, pero cuando fui e ingrese al departamento pude encontrarme nuevamente con Ludmila (rayos esta chinita no me va a dejar hablar con mi amigo).

21 de mayo: Martin fue a la iglesia, y a su lado estaba Ludmila. En más de una ocasión quise realizar algunas bromas con mi amigo, pero él estaba muy entretenido con miradas, cartitas y jueguitos con Ludmila.

22 de mayo: No fue Martin a la iglesia… llame a su hermano preguntando si había ido a su hogar. Pero la repuesta no fue afirmativa. Llame a su celular y me corto.

Ya estoy cansado de todo esto. Jamás en mi vida perseguí a una persona tanto como para hablar. Pero creo que los lazos de amistad es que hacen que siga insistiendo aun más.

25 de mayo: Feriado en Argentina quise sorprenderlo por la mañana para poder hablar con un desayuno para dos. Pero la sorpresa me la termine llevando yo, de repente el desayuno para dos era chico. Ludmila estaba allí y en los ojos de ambos pude ver más allá de lo normal.

Puse el desayuno en la mesa, me senté y mirando al suelo, realice la siguiente pregunta

– Ludmila, has dormido aquí?

Seguí sin levantar la mirada, esperando oír una negativa. Y el hecho que no levante la mirada fue para al menos oír una mentirar que los ojos terminen negando. Pero lo que oí no fue la mentira que esperaba, y tampoco fue una mentira.

– Si

Mis ojos se cerraron de dolor, moví ligeramente la cabeza tratando de pensar que todo era un sueño. Pero esa respuesta era la dura realidad. Abrí mis ojos y dos lágrimas se desprendieron sigilosamente de mis ojos. Trate de que no me vieron me al levantar la mirada, pude ver en los ojos de ambos que no había dolor, no había arrepentimiento de lo que habían hecho.

– Mati, estoy feliz con ella y la amo. No es la primera vez que lo hacemos

– Pero como me podes decir esto Martin?… toda la vida fuimos a la iglesia y aprendimos…

– Se lo que aprendimos, pero para el amor no hay pecado.

Sus ojos estaban muy convencidos y mi corazón profundamente amargado. Así que solo podía atinar a retirarme y esperar un próximo encuentro a solas con él para poder hacerlo entrar en razón.

26 de mayo: Los pastores me llamaron, me preguntaron si sabía de Ludmila y tuve que contarles todo lo que paso. Me gustaría no estar viviendo esto, me está carcomiendo por dentro todo esta situación.

10 de junio: Martin me ha llamado para hablar. A la verdad tengo ganas de hablar con él desde hace mucho tiempo. Durante este tiempo el ha estado yendo a la iglesia como si nada. Como si no hubiera pecado, como si no hubiera pasado nada malo. Solo cree que está haciendo las cosas bien.

A la noche nos juntamos, y pudimos hablar sobre lo que estaba haciendo. Me confesó muchísimas cosas, entre ellas que estaban por comprarse un departamento en un nuevo edificio, que estaba pensando en mudarse con Ludmila allí. Que su primera noche con ella fue la noche en que el me dejo con la chica que me gusta.

Su corazón esta frio, sus ojos han sido cegados. No sé qué ha pasado en dos meses, pero ya no es el mismo Martin que conocía. Estoy perdiendo a mi hermano del alma y me siento impotente sin saber que hacer por él.

1 de julio: Martin me acaba de invitar a la fiesta del nuevo departamento. Si, recién hoy me entere que había buscado departamento, que lo eligió, y se ha mudado. Esa misma noche era la fiesta. No tenía ganas de ir pero a pesar de mis pocas ganas fui por el compromiso de amistad que tenia con él.

Resultado? un descontrol que no había conocido nunca. Cigarrillo, alcohol, drogas, personas manoseándose, imágenes en sexuales en pantallas pegadas en la pared, etc.

Busque a Martin, en medio de tantas habitaciones y me encontré con otras personas de otras iglesias, pensé en saludarlo, pero la situación en que se encontraba era realmente poco decorosas de cristianos. Cada puerta que abría era un mundo de sorpresa que me tomo tiempo olvidar.

Finalmente encontré a Martin en el baño de unas de las habitaciones. La imagen fue lamentable, Martin con una mirada perdida revoloteándose por el aire, babeándose e inyectándose en su brazo algún tipo de droga, a su lado Rebeca y Antonela, aquellas compañeras de la universidad, ayudándolo a inyectarse . Ludmila a su lado besándose con otro tipo.

El departamento? Realmente no preste atención dado que lo que veía era Sodoma y Gomorra.

3 de julio: Acabo de salir sorprendido de la iglesia, Martin fue a la iglesia y alababa a Dios sin problemas como si nada hubiera sucedido, parecía otra persona. Al final del culto solo pudimos conversar muy poco, me invito a salir esa misma noche, y a una juntada que realizaría con los chicos de la iglesia en su departamento. Salí muy indignado… no podía entender que estaba pasando, ¿acaso esto era una broma de mal gusto?

4 de julio: Salí de trabajar y todo el día había estado pensando en todo lo que había acontecido el día anterior. Por lo tanto fui al departamento de Martin. La mala noticia no puede hablar con él. Es mas ni siquiera pude entrar a su departamento. El edificio en donde vivía estaba lleno de gente en la entrada y todo indicaba una nueva noche de descontrol en su departamento.

Por eso llegue a casa y escribí en su facebook que necesitaba hablar con él, allí vi el evento que me había invitado, realmente nunca le he dado tanta importancia a la zona de eventos del facebook.

Primer evento: Arrancamos la joda 172 invitados confirmados. Puedan no creerme pero ahora que lo pienso el departamento de Martin es muy grande quizás pueda soportar tantas personas.
Segundo evento: La fiesta no tiene fin para el día martes. Martin y la continuación de su broma
Tercer evento: Hoy descansamos no hacemos NADA. En el detalle del evento, decía que tenía que rendir un examen el jueves es por ello el descanso.
Cuarto evento: Festejamos mi buena nota. Aun no rendí pero de seguro que me irá bien, le tiro un par de billetes al profesor y listo.
Quinto evento: Final de Fiestas Malas.
Sexto Evento: Fiestas para los cristianos.

Esto iba de mal en peor, Martin había hecho de su vida una fiesta y sin posibilidad de decir nada a pesar de ser su mejor amigo.

7 de julio: Me llego un aviso de facebook, así que abrí el sitio para ver el mensaje y el mismo era respuesta de Martin, “Eh amigazo el sábado venite y hablamos“. Me imagino que era en su evento de “Fiestas para los cristianos”. Pero he aquí hay una sorpresa mayor. Martin modifico el nombre del evento de esta noche: Festejamos mi expulsión de la universidad. En detalles me entere que había sido sorprendido pagándole al profesor y expulsaron a él, al profesor y a 40 alumnos más, estos últimos no tenían el dinero para sobornarlo al profesor pero Martin estaba pagando por ello.

8 de julio: “240 personas!!!! Este departamento puede para más. Mañana súmense todos que lo hacemos en la súper terraza con pileta incluida“

9 de julio: No fui a su fiestita cristiana, me quede en casa deprimido.

10 de julio: Revise facebook y las fotos ni hablar. Ya había tocado algunas de las ovejas de la iglesia mezclándolas con su mala junta y no entiendo porque cada vez sigue sucediendo lo peor.

Me di cuenta de su estado publicado “Solo faltan algunos y llegamos a los 300 inviten que esto está a pleno”. Por otro lado también pude darme cuenta de su cambio en creencia religiosa que fue modificada a “Cristiano Moderno”.

Eso mismo fue mi comentario en su muro… “Cristiano Moderno? Puedes explicarme que es eso?”

11 de julio: Pase todo el día discutiendo por medio de mensajes en el muro de Martin. Explicándome que es su forma en que el cristianismo le funciona a él, no importa que sea lo que diga, lo que piense, ni lo que haga. Con tal de que Dios le bendiga económicamente y sienta paz por dentro todo está bien.

Mientras tanto pude ver varios comentarios donde varias de sus amistades le agradecían por los regalos que le habían hecho.

12 de julio: “¿Quien fue el #$%&/ que me robo los bolsos? Contesten condenados.” El comentario de Martin en facebook

13 de julio: “Por favor devuelvan el dinero… lo estoy necesitando.” Nuevo comentario de Martin

15 de julio: “Saldré a buscar algún laburo, si alguien me tira algunos billetes. El 20 de julio festejamos el día del amigo. GRAN FIESTA GRAN. Por esta vez traigan bebida y comida hasta que me normalice con el dinero”. Continúan los mensajes de Martin. Me acabo de dar cuenta que tiene 2.743 amistades

17 de julio: Hoy se creó el evento “DIA DEL AMIGO A DESCONTROL” auspiciado y organizado por mi amigo. Detalle a recordar, “traigan bebidas y comidas ando medio corto”.

20 de julio: No se que pasara esta noche en el departamento de Martin, solo hay 20 confirmados en su evento, cuando antes solía presentes cientos de amistades confirmando su asistencia.
“Feliz día amigo” No pude escribir más que ello en su muro. Me hubiera gustado poner algo con una mejor prosa. Pero esas palabras implicaban muchísimo para mí espero que el también lo haya entendido así.

21 de julio: Un nuevo mensaje en facebook de Martin: “¿Cómo festejar el día del amigo sin amigos? Mis 3291 amistades dan asco” Por lo visto el día del amigo de Martin no resulto como parecía.

Creo que me siento indignado, no puedo ocultar que me preocupa, pero me indigna que haya llegado a esto, y que me haya dejado a un lado tan solo por aferrarse a sus amistades que ahora no estaban ni cerca de él.

15 de agosto: No hay señales de Martin, he llamado a su hermano y no sabe nada de él. El conserje de su departamento me dijo que había vendido el departamento antes que terminara julio. El celular da como si estuviese fuera de línea y en facebook no hay ni una señal de él.

30 de agosto: Decidí tomarme el día para descansar un poco. No había tenido días muy buenos y tenía que despejarme. Para comenzar había planeado un desayuno con unos amigos cercanos, que luego saldríamos a correr, por la tarde ir tomar mates a una localidad cercana de nuestra ciudad, y por la noche no hacer nada, solo descansar.

El desayuno fue muy provechoso, fue un hermoso momento entre amigos donde nos reímos bastante, pero a la hora de correr me lleve la sorpresa más grande de mi vida. Junto a un bote de basura acabo de encontrar a Martin comiendo los desperdicios que allí se encontraban. Me costó reconocerle, entre su cabello enredado, su barba ya crecida, su ropa repleta de mugre, sin calzado, con cara de tristeza, dolor, sufrimiento y pena. Admito que soy pésimo para recordar rostros pero siempre trato de guiarme por los ojos de una persona. Esta vez a pesar de estar irreconocible pude darme cuenta que era Martin.

A la verdad sus ojos estaban irritados, parecían haber llorado mucho, y casi podría haberme equivocado, pero he pasado mucho tiempo con Martin, para no olvidarme por completo de su mirada.

Desencajado deje de correr, me dirigí con pasos sigilosos hacia él. No se había dado cuenta que estaba a su lado, pronuncie su nombre para captar su atención y de forma desencajada comenzó a mover su cabeza en dirección de donde yo me encontraba.

Sé que esto es un diario y solamente debería leerlo yo. Pero como sé que esto se publicara, permíteme detenerme en esto. ¿Alguna vez has visto el rostro desencajado de alguien? Lo más probable por televisión cuando sucede una tragedia, en el terremoto de Chile pude ver varias personas, con rostros desencajados, su mirada atónita y llena de pánico. Bueno esas personas se ven así, pero sin desmerecer y con todo el respeto que se merecen mis hermanos chilenos, muchos de ellos se lograron sobreponer rápidamente, otros le habrá tomado un poco más de tiempo hasta que pudieron asimilar la pérdida de un bien, o de un ser querido. Mi amigo Martin no tenía ese tipo de rostro, más bien al oír mi voz, tardo en reconocer el sonido de su nombre, fueron uno, dos o tres segundos hasta que se percato de ello, lentamente comenzó a dirigir su rostro a mí y pude ver sus ojos perdidos, como si estuviera fijando la vista en medio de un banco de niebla, o como si estuviese cegados sus ojos.

Una vez que mi cuerpo se interponía en su visión, comenzó a levantar su mirada y he aquí. Los ojos más tristes que he visto en mi vida. Les parecerá raro pero él me miraba y no podía reconocerme, mi corazón se lleno de congoja y pronuncie nuevamente su nombre, y fue allí como que el velo fue quitado de delante de sus ojos, sus labios comenzaron a temblar, su entre cejo se fruncía y sus ojos se llenaron de lagrimas. Sinceramente no pude contener mis lagrimas y antes de que el cayera de rodillas lo rodee con mis brazos. No pude evitar que siguiera cayendo, así que deje caer mi cuerpo y sostenerlo lo suficiente para amortiguar su caída.

Estuvimos mucho tiempo abrazados y verdaderamente no me di cuenta de cuanta mugre cargaba, tampoco me di cuenta de su olor nauseabundo, ni mucho menos pude recordar los errores que había cometido. Tan solo lo abrace profundamente y con mucho amor, quizás realmente el amor cubre la multitud de pecados.

“¿Qué hago acá? ¿Qué he hecho? ¿Cómo pude caer tan bajo?” esas fueron sus primeras palabras. Lo mire y le pregunte si sabía que era lo que tenía que hacer ahora?

Sin titubear dijo: “Si, tengo que ir a ver a mi padre”

Así que le pedí prestado el auto a unos de mis amigos, con lo que salí a correr, y sin escalas nos dirigimos hacia el hogar de Martin.

Durante el camino abrió la ventanilla del auto, se saco la remera y la arrojo por la ventanilla. Dado que el auto se había impregnado de un olor.

En cuestión de 2 horas ya estábamos llegando a su casa, y para llegar a ella teníamos que atravesar 5 kilómetros de los campos que rodeaban la casa, el camino era un poco angosto y muy empedrado con algunos pozos, una camioneta podría cruzar rápidamente esos lugares pero el auto pequeño en que íbamos nos obligaba a ir despacio, al menos si la intensión era cuidad el vehículo, y más sabiendo que no era mío, quería evitarme todo problema.

Mientras más nos íbamos a la casa de Martin, los obreros salían a calle a vernos, era como que el rumor de que el hijo del jefe estaba ingresando a la hacienda se esparcía rápidamente. Pero a falta de un kilómetro un grupo de hombres se encontraban en medio del camino, toque bocina para se percataran de que veníamos allí, pero estos hombres se dieron vuelta y con palos en las manos me sorprendió. Bueno a la verdad era un rejunte de cosas que me hizo sorprender, hombres bastantes grandes, robustos, su piel quemada por el sol ya que trabajaban bajo los rayos del sol, su rostro de pocos amigos, con desenfado y enojo miraban hacia el auto. Rápidamente detuve el auto, y creo que Martin pudo oír cuando trague saliva, ya que me dijo -“tranquilo esto no es con vos”. Se bajo del auto y comenzó a caminar hacia estos hombres. A pesar de su torso desnudo y descalzo, pensé que la diplomacia de Martin iba a poder convencer a estos hombres, aunque a la verdad estos hombres parecían no entender explicaciones más bien era como si estaban decididos de ir a golpear a mi amigo.

Martin detuvo su caminar a unos 10 metros delante del auto y allí los hombres robustos comenzaron a correr con palos hacia él. Mi respiración se detuvo y mis ojos estaban por salirse ante lo que estaba presenciando. Pero a tan solo unos metros de que sucediera lo peor una camioneta Hilux apareció rápidamente por el camino y los hombres detuvieron su paso, aunque toda su furia estaba a flor de piel, de la camioneta se bajo un hombre y corriendo salió al encuentro de Martin.

Sí están preguntándose quién fue este hombre y han dicho que era el padre de amigo. Están en lo correcto. Realmente no entiendo que acaba de suceder, el pintor de todo el universo acaba de generar el contraste más grande que ha existido. Estaba preparado para ver el acto de violencia más lamentable de mi vida y ahora solo estoy viendo a un Padre abrazando a su hijo, ambos llorando. No hay muchas palabras para definir todo el amor que se ve.

Sinceramente una historia increíble, desde una fantasía poco real a las más crueles de las realidades. Desde la sencillez y humildad de un muchacho, pasando por la altivez y egoísmo hasta llegar a sentir el polvo del suelo. El prestigio que Martin formo en base a lo que podía ser o hacer se desmorono mucho más rápido que un suspiro. Quizás fue un pequeño golpe en el hermoso cántaro que nadie se dio cuenta, lo que provoco una pequeña grieta. De esa grieta el cántaro sutilmente comenzó a verter el agua que llevaba en su interior. Nadie se dio cuenta pero el que si se dio cuenta, fue el mismo cántaro, en vez de levantar la voz y decir “estoy agrietado, necesito ayuda del Alfarero”, trato ocultar su grieta a la vista de otros. Pero llego el punto que en que el cántaro estaba lo suficientemente vacio por lo tanto tuvo la necesitad de llenarse de algo y en ese proceso fue llenándose de todo lo que no le servía.

Este mismo proceso lo conozco, lo he visto y lo he palpado tan cercanamente, he visto y sigo viendo en la actualidad, cientos de jóvenes y adolescentes que lentamente comienzan a ceder a las atracciones que este mundo o sociedad nos ofrece, comienzas un día diciendo “Un día sin oración no me hará nada”, “ Hoy no tengo tiempo para mi devocional”, “Soy lo suficientemente maduro como para que esto me afecto”, “si voy a tal lugar no me pasara nada” “si tomo esto no me hará mal”, “si voy a la discoteca bailable, tampoco me afectara”, ”Solo es el recital de una banda que me gusta, no es cristiana, pero no me portare mal”, “acaso quien no se ha emborrachado sin querer un día”, “Un abrazo de mas con mi novia no me hará un pecador”, “Un momento a solas con mi novio en la oscuridad no puede ser tan grave”, “tan solo probare un poco de marihuana para ver que se siente” “Si lo hago con mi novio es porque realmente lo amo” las frases pueden repetirse de a decenas y centenas, todas hacen que des un pasito mas lejos de Dios y más cerca del mundo.

Hoy en día, mi corazón carga con un peso muy grande, con un pesar de que aun tengo muchos Martin y Ludmila en mi camino. Muchísimos adolescentes y jóvenes que conozco que están lejos de Dios. Hasta incluso pueden ir a una iglesia, pero en su mirada hasta ellos mismos saben que no están haciendo las cosas bien. Todos comienza con pequeños pasos y cuando menos se dan cuenta, ya están lo suficientemente lejos del calor de Dios. Muchas veces he llorado amargamente sin saber que hacer por ellos, algunos les diriges una palabra y quiebran en llanto sabiendo que lo hacen no está bien, pero aun así siguen descubriendo un nuevo camino lejos de Dios. Otros me dicen “ya sé cómo funciona todo esto Mati, las iglesias no pueden contener a alguien como yo. Se demasiado como para permanecer en ella. Por eso no hago nada malo (es decir no soy cruel ni mato a nadie)” Pero aun así su corazón permanece muy lejos de Dios.

¿Has sentido alguna vez el corazón fuera de Dios?

Soledad, estas rodeado de gente pero aun así te sientes solo.
Tristeza, puedes reírte a carcajadas pero a penas pasa el momento la felicidad no está más.
Desgano, haces miles de cosas y estas cansado, no haces nada y sigues cansado.
Enojo, te enojas cuando las cosas no salen bien, sabiendo que tienes la solución enfrente de ti.
Puedes tomarte toda una semana de descanso pero aun así no encuentras paz que perdure hasta aun en los tiempos malos.
Quieres descansar y no puedes dormir, la angustia invade el corazón y las lágrimas comienzan a brotar.
Quieres concentrarte pero tu mente y corazón están lejos de ese lugar.

Justamente yo lo he pasado, y no puedo alegrarme de ello. Siento que el vacio se vuelve más vacio. Quisiera cerrar mis ojos y volver atrás a remediar mis errores y no haberme alejado tanto. Pero nada de ello podrá ser, por eso es que cuando veo a los jóvenes y adolescentes comportándose de esta manera, entra una desesperación para que puedan abrir sus ojos, que no pasen lo mismo que yo, sino mas bien conozcan al que yo conocí en mi habitación. A mi Dios. A mi tierno y amado Dios.

Antes de finalizar, la historia de Martin es una renovación o quizás la historia moderana de la parábola del hijo prodigo, o como debería llamarse… la parábola del Padre misericordioso. ¿Por qué debería llamarse así? Porque a lo largos de Lucas 15 Jesús cuenta tres parábolas, y el objetivo principal de ellas es el de demostrar que tan misericordioso es Dios para con cada uno de nosotros.

Además el padre misericordioso presenta cinco características:

Primero: cuando el hijo, el Padre conmovió profundamente; corrió a su encuentro, (el hecho que el Padre haya salido corriendo a buscar a su hijo es algo humillante, debido a la posición que el Padre se encontraba, despojándolo de su honra y dignidad. Por otro lado sale corriendo porque para en ese tiempo se consideraba que lo que el hijo había hecho era una deshonra a tal punto que merecía la muerte, sin embargo el Padre llego antes de que al hijo le pasara algo)

Segundo: El padre lo abrazó y lo besó (este gesto del Padre implica reconciliación y paz, dejando a un lado TODO lo pasado. El hijo tenía una excusa pero no olvídate de ello, el corazón del Padre está disfrutando de la fiesta del encuentro.)

Tercero: Traigan en seguida la mejor ropa y vístanlo (La vestimenta proclama un tiempo de salvación, el hijo es recibido con todos los honores. No lo merecía [nosotros muchísimos menos]… pero es la misma gracia de Dios actuando allí)

Cuarto: pónganle un anillo en el dedo (el anillo es con el cual se sellaban los documentos, y el cual te hace parte de la casa, compartiendo todos los bienes. Todo lo que tengo es tuyo)

Quinto: y sandalias en los pies (Señal de libertad, dado que los esclavos andaban descalzos. Pero el Padre misericordioso reconoce su condición de persona libre y digna)

La cruz es la más clara señal, nos dice exactamente hasta donde está dispuesto Dios a llegar por nosotros. Así que hagamos la milla extra esforzándonos para que nuestros jóvenes y adolescentes conozcan de ese amor que Dios tuvo por nosotros.

 

[divider]

He visto tu rostro
En una vidriera,
En luces de colores

En imágenes tuyas
Mirando hacia el cielo
Has sido retratado de miles de formas diferentes
Pero mi corazón puede verte mejor que mis ojos
Porque es el amor lo que pinta el retrato de tu vida

El rostro del amor
El rostro del amor
Cada día te pareces mas al amor

He leído tus palabras
En las páginas de tu vida
Y he imagino como eras
Puede que no conozca la forma de tu rostro
Pero puedo sentir tu corazón cambiando al mío
Y tu amor aun demuestra que estás VIVO

El rostro del amor
El rostro del amor
Cada día te pareces mas al amor

El rostro del amor
El rostro del amor
Cada día te pareces mas al amor

Eres el rostro que cambio al mundo entero
No hay nadie que esté tan perdido para tu amor
No hay nadie que esté tan débil para tu servicio
Danos la gracia
Para cambiar el mundo

No hay nadie que este perdido para tu amor
No hay nadie que este débil para tu servicio
Permítenos ver
Permítenos ser tu rostro

El rostro del amor
El rostro del amor
Cada día te pareces mas al amor

El rostro del amor
El rostro del amor
Cada día te pareces mas al amor
Te pareces mas al amor

© 2011 – 2012, History Maker Inc.. Todos los derechos reservados. Está prohibido la copia, modificación y/o republicación sin el consentimiento de Josafat